Menu

Visitas guiadas al Museo Etnográfico de Cantabria (Casa 'Natal' de Pedro Velarde): una eficaz forma de conocer nuestro patrimonio cultural

Visitas guiadas al Museo Etnográfico de Cantabria (Casa 'Natal' de Pedro Velarde): una eficaz forma de conocer nuestro patrimonio cultural

Una de las interesantes sugerencias que ha contemplado el programa de actos lúdicos de la Fiesta Homenaje a Pedro Velarde, ha consistido en la posibilidad de efectuar visitas guiadas estos días al Museo etnográfico de Cantabria, en horarios de mañana y tarde... invitación que numerosas personas han aprovechado (VÉASE FOTO 'DOBLE' DE ESTA NOTICIA)

Y es que Camargo posee la fortuna de contar en su término municipal, en Muriedas, en la Calle Héroes del 2 de Mayo, con el Museo que alberga en forma de piezas, utensilios, elementos de mobiliario, herramientas, y muy variados fondos, con parte del legado que nos permite conocer con todo detalle nuestra historia y patrimonio etnográfico y cultural. Todo en un edificio consistente en una gran Casona montañesa de la familia Velarde, donde nació el Capitán de Artillería Pedro Velarde, uno de los héroes de la Guerra de la Independencia contra los franceses que se inició en 1808.

Un Museo que sopla en este 2016 las velas de su 50 aniversario

SOBRE EL MUSEO...

Es uno de los más importantes museos de Cantabria. Fue fundado en el año 1966 y alberga sus colecciones en una casona de finales del siglo XVII. Su visita, siempre vale la pena. En cualquier momento del año.

El edificio en el que se encuentran los objetos etnográficos perteneció a los Velarde, y en la portalada que da paso al recinto destaca su escudo de armas.

Del interior de la casona merece la pena destacar los tillados, techos y la hermosa escalera que conoció Pedro Velarde.

Como complemento se ha levantado una socarreña acristalada en el jardín, donde se ubican las exposiciones temporales.

Tanto el edificio como el jardín, uno de los más hermosos de Cantabria, fueron declarados en 1985 Bien de Interés Cultural con la categoría de conjunto histórico.

LOS FONDOS

El Museo Etnográfico de Cantabria cuenta en la actualidad con unos 3.000 objetos.

La muestra actual de aspectos etnográficos de la región se ha ido formando en los últimos treinta años, y se trata de una labor intensiva de localización, adquisición y recuperación cuyo fin es evitar la destrucción de muchos útiles significativos y representativos de una sociedad que ha ido desapareciendo.

A pesar de la importancia de la industria pesquera en Cantabria, esta faceta de las gentes del mar no se ha incorporado a las colecciones de Muriedas sino a las del Museo Marítimo del Cantábrico, en Santander.

LA EXPOSICIÓN

Siguiendo la moda de la década de los setenta de inaugurar museos al aire libre, se instalaron una serie de construcciones en el jardín. Hoy en día, permanecen en él aquellos que, por sus dimensiones, no es posible trasladar al interior. Cerca de la entrada al jardín se ha reconstruido un hórreo montañés procedente de Liébana. También, bajo una socarreña, esperan algunas de las adquisiciones que son almacenadas hasta que se procede a restaurarlas. En otro extremo se ha reconstruido un humilladero del siglo XVIII.

El interior del edificio se articula en dos plantas. En la planta baja se han habilitado tres espacios expositivos. En la primera sala están representados los oficios tradicionales de transformación de la madera, donde se observan herramientas utilizadas por carpinteros, serrones, cesteros y albarqueros. La segunda sala se corresponde con la cocina, consta de fogón y hogar. La sala se completa con una colección de saleros, pucheros, cerámicas… En la tercera sala se presentan varios útiles destinados a la transformación de alimentos derivados de la leche y la manteca, de la elaboración del pan de tirgo y un muestrario de instrumentos empleados para la matanza del chon.

En la planta superior, junto a la escalera, se han colocado varios utensilios de caza y las cabezas de algunos animales disecados, además de varias herramientas emblemáticas del herrero.

La sociedad rural cántabra se dedicó principalmente a la agricultura. La ganadería no adquirió verdadera importancia hasta el siglo pasado. La visita a esta planta comienza en una sala donde se exponen distintos instrumentos utilizados en la siembra y en la recolección.

En un espacio contiguo se presentan varios utensilios empleados en la producción doméstica textil de lana y lino, que recuerdan la importancia que llegó a tener esta industria en nuestra región. En una vitrina de esta sala se han guardado dos trajes inspirados en una descripción que hizo Pereda de una fiesta montañesa. Varios instrumentos musicales como rabeles, o castañuelas cuelgan de una pared y completan la sala.

A continuación nos encontramos con la Habitación del Capitán Velarde, compuesta por varios enseres que le pertenecieron, incluido el documento que daba carta de nobleza a la familia. Lo más llamativo de esta alcoba es un gran sillón de iglesia en cuyo respaldo se tallaron los escudos de Velarde y Ceballos. Se trata del mueble más antiguo de la colección.

 La visita al museo termina en la estancia más amplia de la casa, donde se ha reunido un surtido de muebles populares de Cantabria de gran belleza, arcones decorados, mesas, escritorio y un cuévano niñero.

La visita al Museo Etnográfico de Cantabria en Muriedas es, pues, esencial para entender el pasado y presente de una sociedad, así como las costumbres y tradiciones de una región tan surtida y variada como la cántabra.

¡ATENCION!

Aviso legal. Todos los derechos de propiedad intelectual e industrial reservados. Está expresamente prohibida la redistribución y redifusión de todo o parte de los contenidos informativos publicados en esta WEB por Radio Camargo, sin previo y expreso consentimiento del titular.

Modificado por última vez enSábado, 30 Abril 2016 13:57
volver arriba

Cantabria

Nacional

Internacional